Identifícate con tus objetivos para alcanzarlos

Best of
Lo mejor de Zenguerrilla en el 2015
2 enero, 2016
Happy africam-american woman giving hand on beach and smiling joyful
La clave de la felicidad según un estudio de Harvard
9 enero, 2016

Identifícate con tus objetivos para alcanzarlos

Man or Woman. Queen and king chessmen mirroring.

La cosa más destacada de este año ha sido, haber sido padre por tercera vez. No tiene precio estar sentado en el sofá y tener 3 hijos en tus brazos. Eso es felicidad. No haber dormido una noche del tirón desde el 2013 es el precio que mi mujer y yo hemos pagado pero es pequeño en comparación con lo que hemos recibido.

He logrados cosas increíbles en 2015. Nuevos proyectos, clientes y hábitos. Ser feliz no es gratis. Todo esto me ha costado sacarlo pero ha merecido la pena.

El otro día di con un vídeo que ya no logró encontrar que explica una parte esencial por qué hay personas que logran alcanzar sus objetivos y mantenerlos. Es un tema que traté recientemente pero que requiere este matiz que he me ha abierto los ojos.

Un buen ejemplo es la diferencia entre correr una maratón y ser maratoniano. Una persona que logra acabar esta carrera de 42 kilómetros ha logrado un gran reto. Esto no te convierte automáticamente en maratoniano si te lo has planteado como proyecto y luego recaes en los viejos hábitos.

Cuando alguien me pregunta digo que “soy maratoniano”. No es haber acabado 11 carreras sino más bien el hecho de entrenarme continuamente para la próxima sin estar apuntado a ninguna. Entre “quiero correr una maratón” y ser maratoniano existe una gran diferencia. En el primer caso tienes la opción de no hacerlo en la segunda forma parte de tu destino.

Eso es uno de los mensajes del vídeo que se basa en resultados de un estudio. Personas que dicen “No puedo comer chocolate” en comparación con aquellas que dicen “No como chocolate” suelen recaer antes en viajes costumbres.

El truco es identificarse con el objetivo y hacer que forme parte de nuestra personalidad. En este caso no hay posibilidad de elegir. Una persona que dice “no fumo” tiene menos probabilidades de recaer que alguien que te cuente que ha dejado de fumar.

Es un pequeño matiz pero esencial para cumplir con los objetivos que igual te has propuesto como propósitos de año nuevo. Identifícate con lo que te propones para aumentar tu probabilidad de éxito. No te dejes opciones porque entonces siempre existirá la tentación de recaer y perder los hábitos obtenidos.

Foto de Fotolia | @vkara

Carlos Bravo
Carlos Bravo
Carlos Bravo es padre de 3, emprendedor en serie, autor de libros, maratoniano y blogger que publica todos los días en diferentes bitácoras. ¿Por qué hacer menos si se puede hacer más? Feliz. De momento por lo menos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>