vago
Antes de preguntar
29 octubre, 2017
Headache. Obsession. The stream of dark thoughts. Expressions, feelings and moods. Young woman suffering from dark thoughts.
Obsesión
5 noviembre, 2017

Moscas

live house fly posing for the camera

Decían eso de mi hermano mayor. Cualquier mosca en el aula del colegio era capaz de hipnotizarle a tal grado que literalmente no se enteraba de absolutamente nada de lo que intentaba enseñarle la profesora en ese momento.

En nuestras vidas cotidianas se nos crucen muchas moscas. A veces tienen otra apariencia pero suelen tener el mismo impacto que lo tuvo en su momento la versión con alas en mi hermano mayor.

No sé porque saco el tema de las moscas pero será porque hace 3 días estamos teniendo unas cuantas en la oficina y están siendo una distracción importante. Aun teniendo una presencia real me sirve como metáfora. Aquí va mi solución.

  1. Mátalas. Bueno, suena cruel pero no van a desaparecer porque se lo pides. Así que afronta el problema e elimínalo.
  2. Ignóralas. Si dispones de la fuerza de voluntad necesaria. Céntrate en lo tuyo y sigue adelante. No pierdas el tiempo.
  3. Disfrútalas. Según el momento del día hay que desconectar. Podrías simplemente dejar distraerte durante un instante. No te obsesiones con ser siempre productivo.

Eso es lo que puedes hacer con tus momentos de distracción. Hay que sacarles provecho. De una forma u otra.

Foto de Adobe Stock | @Volodymyr Shevchuk

Carlos Bravo
Carlos Bravo
Carlos Bravo es padre de 3, emprendedor en serie, autor de libros, maratoniano y blogger que publica todos los días en diferentes bitácoras. ¿Por qué hacer menos si se puede hacer más? Feliz. De momento por lo menos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>