Motivación

La respuesta es muy sencilla. Sí, siempre.

Los sueños son muy bonitos hasta el punto que empiezan a destruirte. Cuando las cosas se ponen difíciles hay que insistir. Eso sin duda pero hay que saber diferenciar.

Una cosa es sentir el dolor corriendo una maratón superando el kilometro 30. Es normal, nadie dijo que correr 42 kilómetros sin parar iba a ser pan comido. Hay que apretar el culo para llegar. Duele pero se puede.

Otra cosa es caer en una profunda depresión, perder amigos o pareja y sentirse cada vez peor a la hora de realizar un sueño que sin darte cuenta se ha convertido en una pesadilla.

Igual tienes un problema sin darte cuenta. Puedes estar sobremotivado y no darte cuenta. Muchas veces empieza así.

Saber insistir y luchar son cuestiones esenciales de supervivencia. Abandonar también.

Para ello hay que aprender a diferenciar entre dolores de esfuerzo y aquellos de autodestrucción. A veces la línea es muy delgada.

Foto de Fotolia | @svetavo

17 septiembre, 2016
The red towel isolated on white background

¿Abandonar es una opción?

Piensas en abandonar pero consideras que deberías aguantar porque eso es lo que hace la gente de éxito. Para antes de autodestruirte.
21 agosto, 2016
hilo

La línea delgada entre motivar y cansar

Hay gente que motiva y otros que cansan. Unos entienden que hay que dar ejemplo y los que no piensan que no se tienen que aplicar los propios consejos a ellos mismos.
14 agosto, 2016
una cosa

Elige una cosa

La vida se puede resumir con hacer cosas. Las personas felices mayoritariamente lo hacen así. Los que nunca están contentos con nada tienen igual justo este problema.
7 agosto, 2016
madurez

Nunca es tarde

Hay gente que piensan que la edad es algo que les impide lograr sus sueños. Podría ser justo lo contrario. La experiencia obtenida es sin duda una ventaja.