Carlos Bravo

La vida de un perfeccionista es agotadora. Siempre estar a la altura de las propias expectativas elevadas a largo plazo nada más te lleva hacia una vía: la depresión.

La vida como imperfeccionista es más relajada. No querer estar a la altura de las supuestas expectativas de terceros que en realidad son las propias te hace vivir una vida más tranquila.

Verás que no pasa nada tener una mancha de agua en la mesa.

Verás que si al final si que tienes un error ortográfico en un texto o mail tampoco se acaba el mundo.

Verás que admitir que no estás a la altura de todo no te hace más débil sino a la larga más fuerte.

Te lo dice un imperfeccionista que hace tiempo ha abandonado la vía que no llevaba a ninguna parte.

Foto de Adobe Stock

23 agosto, 2020
arte

La vida como imperfeccionista

Ser perfeccionista es algo que te frena. Se requiere valor para hacer algo menos bien de lo que sabes que podrías hacerlo pero se vive mejor.
22 agosto, 2020
Businessman high jump pop art retro style. Sport and business. Success achievement victory

¿Qué te está frenando?

Hacer cosas es lo que más me motiva. No me gusta dejarlo en palabras. No todo el mundo funciona de esta forma.
16 agosto, 2020
globo lámpara

Vorfreude

Los alemanes tienen palabras que describen su actitud y éxito como pueblo. Para mi Vorfreude es una de esas palabras.
15 agosto, 2020
sol

No mires el prónostico del tiempo

Hay cosas en la vida que puedes influir y otras que no. El tiempo es una de esas cosas. Es lo que hay, nos va a poder influir en él. Para bien y para mal.